CÍRCULO DE MUJERES MATI – Reescribiendo historias en colectivo

El pasado 23 de mayo llegó a su fin el Círculo de Mujeres MATI- Reescribiendo historias en colectivo, un viaje de siete meses en el que cerca de 30 mujeres compartimos valiosas historias, tanto dolorosas como transformadoras.

El taller se creó para el empoderamiento de cada asistente, ya que el hecho de asumirse como empresaria no es cosa sencilla, sobre todo en un mundo que nos dice que los espacios públicos no son para nosotras, que nuestro destino es lo privado, el estar en casa y atender a la familia. Este taller evidenció a los miedos, las dudas, incertidumbre e inseguridades que trae consigo el salir de la zona conocida.  Y también ayudó a visibilizar las ganas de aprender, hacer y cambiar, las esperanzas, alegrías e ilusiones de una vida diferente en la que los sueños se alcanzan paso a paso con firmeza y tenacidad.

Hicimos un ejercicio constante de lo que Michel Foucault llama insurrección de los conocimientos subyugados, es decir, privilegiar historias que nos han sido negadas. Algunas de las asistentes lograron reconocer que tenemos sabiduría, que se vale equivocarse, que nos podemos acompañar de la compasión y del no juicio a nosotras mismas, que somos un ecosistema y que no estamos solas, que contamos la una con la otra. Que las mujeres podemos ser aliadas, tener gratitud y admiración por todas, que la competencia entre nosotras es un cuento que nos han contado, mismo que no estamos dispuestas a seguir replicando.

Surgieron algunas metáforas de los procesos que cada una fue experimentando, como la imagen de David y Goliat, una historia de lucha desigual; Goliat, acostumbrado a atemorizar e intimidar, y David, un pastor que se atrevió a desafiar al poder dominante. Así se percibe ir en contra de lo establecido. Pensar que venimos cargando el pesado costal de la desigualdad. Otra metáfora fue la de iniciar como una oruga y lograr desarrollarse al punto de ser una mariposa y volar, siendo ejemplo de resistencia y esperanza para sus hijas/os.

Estas fueron algunas de las palabras que compartimos: “Cuento con este equipo que hemos formado”, “Me encanta tener la oportunidad de ver cómo somos y en qué nos vamos a convertir”, “Estoy orgullosa de ustedes y de mí”, “Gracias por el empuje, quiero recuperar vínculos e ir juntas de la mano”, “Son mis maestras de vida, ustedes me demuestran que no hay edad límite para transformarme”.

En este espacio se vivieron momentos entrañables de amistad, compromiso, respeto, responsabilidad afectiva, paciencia, seguridad, satisfacción y cariño. Las mujeres tuvieron la valentía, en cada sesión, de ir rompiendo silencios y hacer valer su voz, sus ganas de resolver, salir, perseverar, vivir la vida desde la alegría y el disfrute.

En lo personal, lo que pretendía con este taller era generar un espacio de confianza, un remanso de descanso, autocuidado y compartir-nos. Parafraseando a Ítalo Latorre, este espacio surgió de la necesidad de una toma de postura micropolítica a favor de las mujeres, que pusiera en entredicho los mandatos que limitan y controlan sus experiencias vitales. Y creo que lo logramos.

Con todo lo que experimentamos, me queda la certeza de que, colectivamente, al contarnos nuestras historias, vamos reescribiendo quiénes somos. Encontrar fortaleza en las dificultades y aprender que cada historia nutre y llena. Que el dolor, la pobreza, las violencias; son sólo fragmentos de una totalidad. Abrazar la vulnerabilidad y convertirla en posibilidades como lo hacen las mujeres MATI, me brinda esperanza y certeza de que la sororidad y el compromiso son herramientas para desmantelar escenarios que lastiman y de esta forma co-crear nuevas maneras, más amables, de habitar el mundo.

Imelda Ramírez

Licenciada en psicología y psicoterapeuta narrativa.

Fundadora de Uhane – Acompañamiento Psicoterapéutico

Latorre, Í. (Ed.) (2015) Prácticas de terapia narrativa. Voces latinoamericanas tejiendo relatos preferidos. VOL I. Santiago de Chile: PRANAS Chile Ediciones.

Foucalt, M. (1970) La arqueología del saber. Editorial Siglo XXI. Bacelona, España.

¡Comparte!

3 Comments

Join the discussion and tell us your opinion.

Anónimoreply
agosto 7, 2019 at 10:53 am

Felicidades y gracias por
Compartir este excelente trabajo !

Mi nombre es María estela López Martínezreply
agosto 11, 2019 at 12:36 pm

Qué maravilla me encantaría que me ayudara aquí en México en Guadalajara Jalisco México donde existe algo parecido

Anónimoreply
agosto 11, 2019 at 12:38 pm

por favor me lo pueden mandar a Whatsapp o a mi correo electrónico porque soy una persona de la tercera edad y todavía no me he podido acostumbrar muy bien a utilizar estos aparatos pero es una magnífica idea y los felicito porque tenemos las personas baby bloom que le llaman tantas historias que le podrían servir a nuestra juventud que de ahora sería maravilloso que ellos lo entendiera y aprendiera de nuestras historias

Leave a reply